Reclaman.

SANTO DOMINGO.- Tras ser detenido por infringir con sus amigos el toque de queda el fin de semana, un hombre falleció este miércoles en un destacamento del sector Los Ríos y sus familiares dudan del argumento policial de que este se quitó la vida.

La familia de José Guillermo Méndez Álvarez sólo tiene una hipótesis: que su pariente perdió la vida apaleado en el destacamento La 800 en el sector Los Ríos.

Méndez Álvarez, un pintor de vehículos de 42 años, fue detenido la noche del 29 de mayo en sector Los Ríos cuando en pleno toque de queda compartía en la calle con amigos.

Ramón Santana, hermano del fallecido, descarta por completo la versión policial de que su pariente se quitó mientras estaba recluido.

Pulsa este enlace en letra color roja a continuación  para que veas la historia.

PULSA ESTE ENLACE PARA VER LA HISTORIA