A un milímetro de un feminicidio

SANTIAGO – Una mujer y su hijo sobrevivieron a un ataque a puñaladas supuestamente por parte de su ex pareja, identificado como Osiris Toribio Rivas.

Se trata Eduarda Taveras, quien fue curada y despachada del Hospital José María Cabral y Báez luego de recibir tres puñaladas en el cuello.

Mientras su hijo Aneudy Geovanny Taveras,  permanece hospitalizado en estado grave en dicho centro de salud, por las siete puñaladas que recibió del agresor tras de intervenir en el incidente.

Rivas fue detenido por la Policía Nacional.

Eduarda Taveras luego de ser atendida en el hospital informó que su ex pareja tenía una orden de alejamiento debido a que en otras ocasiones anteriores resultó herida por éste.

Cuando los hechos que abruman a la sociedad nos parecen tan distintivos y a la vez tan preocupantes, los humanos tendemos a destacarlos y seguirlos con tanto interés que, frecuentemente, olvidamos que esos acontecimientos sociales, requieren un determinado algoritmo para descubrir sus orígenes y las posibles soluciones a los problemas generados.

Por eso, la acción del Estado debe dirigirse no solo a perseguir y castigar a hombres malvados que le quiten la vida a sus mujeres, sino también a reeducar a las familias en los aprendizajes de vínculos apropiados entre las parejas que eviten la expresión de conductas propias de hijos traumatizados.

COMENTARIOS